Ir al contenido principal

Entradas

Mostrando entradas de 2010

¿VIVA MEXICO?...Nada que celebrar ¿o sí?...

Es la víspera del Bicenternario de la Independencia de México, la mañana está un poco fría y muero de hambre, por lo cual acudí a las "quecas" del tianguis, donde, luego de atascarme con tres de ellas, el joven que me atiende me obsequia una banderita, de esas "pedorras" y mal hechas, pero que luce con orgullo los colores que nos hacen sentir que la patria nos pertenece y que somos mas mexicanos que el mole...





Este hecho curioso y el artículo de la semana pasada que escribió Sabina Berman en "Proceso", titulado "Qué celebrar", me llevó a esta reflexión, a tal grado que, me invadió la imperiosa necesidad de escribir en mi casi olvidado Blog, pero que me permite, aunque sea de vez en cuando, desahogar mi alma... Y es que desde un tiempo a la fecha, en los medios no se habla de otra cosa que no sea del llevado y traído Bicentenario, pero ¿Hay algo realmente que celebrar en estos momentos en México?...





Yo creo, sinceramente que no, sin embargo, no qui…

A MI FAMILIA CON AMOR...

Es viernes, el frío cala y la soledad aún más... Vengo de grabar Visión Xtrema, el programa que resultó del sueño que me trajo a esta gélida Cd. de México y lo de gélida no es por la temperatura de esta noche... Por la concreción de mi sueño me alejé de ellos y es que aún recuerdo a Marthita, mi sobrina la mayor, quien se abrazo de mis piernas hace casi 14 años, era muy pequeña pero mi partida le destrozaba el corazón y a mi más, porque a partir de entonces ya no la vería crecer, ni a sus hermanas... Aún tengo en la mente a mi madre, llorando detrás de un muro en el Aeropuerto, viendo partir al más pequeño de sus hijos, aquél a quien le ha dado la vida más de una vez...



Posteriormente, en una misiva, Mamilu me confesaría lo que sintió aquella tarde de febrero y es que a penas aprendía a ser madre y a comprender a su hijo, el benjamín, cuando a este, ya el destino lo arrancaba de sus brazos... ¿Por qué lo hice? porque Tabasco ya me quedaba chico y no es menosprecio, pero por salud menta…